Planimetría de Pons-Sorolla, Alfonso de la Lastra Villa y Rafael Manzano Fuente: Archivo de planimetría histórica, Servicio de Arquitectura. Xunta de Galicia.

Estado actual

La entrada al monasterio se produce a través de Ponte do Arco, sobre lo que se sitúa la Casa de las Audiencias, donde el Abad administraba justicia a sus súbditos por prerrogativa real.

Una vez pasado este Puente del Arco, aparece el espacio de la Vía Sacra, que va desde la entrada del edificio hasta el arco lateral del monasterio, recorrido que hacían los peregrinos del camino de Santiago, continuándolo por la finca. Se encuentra además en este espacio la Iglesia parroquial de San Pedro da Porta renovada en 1783, cuando se derribó parte de la capilla de la Magdalena, un cementerio, un crucero y algunos volúmenes anexos al cuerpo de la Iglesia.

El volumen de la entrada corresponde al claustro de Hospedería o de los Peregrinos formando ángulo con la fachada de la Iglesia del Monasterio que queda la izquierda. En este cuerpo estaban las caballerías y la hospedería de los peregrinos. A través de Hospedería se accede el Claustro de los Medallones o de las Procesiones, que presenta también un acceso lateral a la Iglesia. El tercer claustro es el Claustro Grande o San Pedro de Mezonzo finalizado en el 1753, con un carácter más privado, con un crucero y una fuente en medio del claustro.

Vista de la Vía Sacra desde el arco de la Casa de las Audiencias.
Reconstrucción del Ctlaustro de Hospedería. Fuente: Homenaje al Padre Cid.
Vista del Claustro dos Medallóns o de las Caras.

El claustro de los Peregrinos sufrió numerosas restauraciones, se cree que se construyó entorno al 1625 poco después del derrumbamiento de la antigua iglesia, y se finalizó entorno 1720 aunque en otras publicaciones aparece la fecha de 1760. Sufrió una restauración en el 1827, aunque fue en el 1972 cuando se reconstruyó casi en su totalidad al estar totalmente deshecho, permaneciendo solamente dos de sus arcos en la panda este.

Es un claustro de dos cuerpos con arcos de medio punto en ambos, con pilastras de orden dórico en la baja y superiores jónicas en la superior. En la parte sur estaba la Hospedería y de ella partía la escalera denominada 'A Maristela', que sufrió numerosas modificaciones, la más relevante la de Pons-Sorolla y Rafael Manzano en el 1964.

El claustro de los Medallones datado entorno a 1560 y finalizado en el 1744 , fue reconstruido sobre el románico del siglo XII, con bóvedas de arista y resaltes a modo de nervios, siendo importante señalar el acceso desde el a dos estancias: la Sala Capitular, de la que solo permanecía unas columnas en pie en la parte Norte y fue reconstruida completa, y la Cocina medieval datada en el siglo XIII, que también sufrió modificaciones pero que conserva su estructura original como muestran sus bóvedas ojivales, siguiendo la típica línea de transición en el gótico.

La sala capitular reconstruida por Pons- Sorolla en el 1963 de manera idéntica a su estado primitivo del siglo XII, con bóvedas de arista y resaltes a modo de nervios. Pons- Sorolla, era el arquitecto de Zona del Servicio de Defensa del Patrimonio Artístico Nacional, por lo que realizó numerosas propuestas e intervenciones en el conjunto de los espacios que conforman el monasterio que se relatan más pormenorizadamente en la documentación adjunta, en la memoria y en los planos de intervenciones previas.

1.La Iglesia

La iglesia de Sobrado muestra las diferentes intervenciones y etapas de construcción que se dieron en ella. Desde el exterior se aprecia una gran austeridad en las naves, cimborrio y cupulín, mientras que toda la carga barroca se concentra en la fachada, atribuida a Pedro Monteagudo, datado el fin de las obras en 1676. La torre de la derecha fue destruida por un rayo y se reconstruyó en el 1972.

La entrada se produce desde un nivel más bajo que el resto de la nave de la Iglesia, marcando así la gran altura de las naves.

La iglesia tiene planta de cruz latina de tres naves en el eje central y una transversal en el crucero, con un presbiterio o capilla Mayor de forma rectangular sin retablo. La iglesia sigue la traza medieval cisterciense que fue derribada en 1620, y fue construida entre 1630 y los primeros años del siglo XVIII, con orden compuesto con un entablamento de modillones y métopas.

Las tres naves están separadas por pilastras compuestas, como apoyo a grandes arcos de medio punto con eje perpendicular las bóvedas de las naves.

La nave central, más elevada y de mayores dimensiones que las laterales está cubierta con bóveda de cañón sobre arcos fajones decorados con cuadrados. En la parte central se eleva la cúpula de un estilo genuino del barroco compostelano.

Estos arcos van marcando tramos con lunetos y ventanas circulares abocinadas en cada tramo, mientras que en los muros exteriores las ventanas son rectangulares.

A Pedro Monteagudo se atribuye la reconstrucción de la Iglesia y fachada barroca. Es una fachada muy singular, compuesta por un cuerpo central y dos laterales con dos torres octogonales en la parte superior donde se encuentran las campanas.

En la parte superior de la puerta de la entrada, presenta una hornacina con un frontón partido, con la virgen de la Asunción entre dos columnas compuestas.

El inicio de las obras que se supone a mediados del siglo XII (entorno a 1168 aunque en el 1213 no estaba acabada), coincidió con la existencia de canteros y carpinteros de origen musulmán. Estas construcciones seguían las trazas marcadas nos planos de Bernardo de Fontaines, que señalaba para todos los conventos y Monasterios dependientes del Císter. La capilla medieval de San Xoan, junto con los restos de la cocina, la antigua Sacristía y de la sala Capitular, son uno de los pocos restos cistercienses que permanecen. *(configuración templo cister)

La antigua Sacristía correspondería al pasadizo actualmente existente entre el Claustro Grande y el Claustro de los Medallones, quedando de testigo unas ménsulas de motivos geométricos, tipo cartelas superpuestas, que serían sujeción de los arcos de la bóveda de cañón que cubriría la Sacristía.

La capilla del Rosario o Sagrario y la Sacristía, barroca y renacentista respectivamente se atribuyen por un lado, la capilla del Rosario de 1673 a Domingo Andrade, y la espectacular Sacristía a Juan de Herrera del S.XVI (entorno a 1569-1572).

* CONFIGURACIÓN TEMPLO CÍSTER.

Debido a que la estructura organizativa del Monasterio de Sobrado es debida a la organización espacial cisterciense como ya se indicó anteriormente causado por la presencia del hermano Lego Alberto que vino procedente de Clairvaux y que fue encargado de las obras de la Iglesia, hacemos un breve resumen gráfico de la organización funcional de una planta tipo cisterciense.

La abadía Cisterciense según Bernando de Claraval.

“El monasterio se construirá de tal forma que todo lo necesario, es decir, el agua, el molino y el huerto, esté en el interior del monasterio y allí se ejerzan los diferentes oficios..” (Regla, c 66.6)

Programa funcional de las construcciones del cuadrado monástico y su organización espacial (planta tipo)

La arquitectura del monasterio (...) Regida por los principios de orden y claridad, la arquitectura cisterciense se desprende de toda artificialidad para convertirse en simple estructura (...) El monasterio se constituye como una agrupación de edificios de diferente carácter: la iglesia y los espacios comunes - claustro, sala capitular, refectorio, dormitorio-, los espacios de trabajo - molinos, nos fuere, talleres- y los de almacenaje - bodegas, graneros, almacenes, cuadras, pocilgas-, todo lo eres rodeado por una cerca que simboliza el apartamento del mundo. (T11,A arquitectura cisterciense_ Esther Alegre Carvajal)
Relación de espacios.
  • 1. Santuario e altar principal
  • 2. Capelas do transepto e altares secundarios
  • 3. Sacristía
  • 4. Escalera de maitines
  • 5. Porta dos mortos
  • 6. Clausura alta
  • 7. Coro dos monxes
  • 8. Banco de impedidos e enfermos
  • 9. Porta do claustro (para os monxes)
  • 10. Coro dos conversos
  • 11. Porta do canellón dos conversos
  • 12. Nártex
  • 13. Patio do claustro có pozo e lavabo
  • 14. El armarium
  • 15. Galería de collatio (banquetas)
  • 16. Sala capitular
  • 17. Escaleira de día hacia 18 e 19
  • 18. Dormitorio dos monxes
  • 19. Letrinas
  • 19. Locutorio ou auditorio dos monxes
  • 21. Paso dos monxes
  • 22. Sala dos monxes (scriptorium)
  • 23. Sala dos servicios
  • 24. Calefactorio coa súa cheminea
  • 25. Refectorio dos monxes
  • 26. Púlpito do lector
  • 27. Torno
  • 28. Cocina
  • 29. Despensas
  • 30. Locutorio ou auditorio dos conversos
  • 31. Refectorio dos conversos
  • 32. Pasaxe dos conversos
  • 33. Bodega
  • 34. Escaleira dos conversos cara 35 e 36
  • 35. Dormitorio dos conversos
  • 36. Letrinas

2.LA CAPILLA MAYOR

La capilla mayor es de planta rectangular muy profunda, y carece de ornamentación alguna presentando evidencias de haber sufrido modificaciones en sus fábricas. Tiene el mismo orden que los dos tramos de la nave hasta el crucero, aunque en la capilla mayor solamente hay una pilastra en esquina, mientras que en la nave con transepto las pilastras son dobles de orden compuesto.

La bóveda de cañón sufre una modificación en su lenguaje cuando llega al final de la cabecera fruto de las modificaciones sufridas en las diferentes etapas de la Iglesia, que queda reflejado también en los paramentos interiores.

La ausencia de ornamentación es debido a que tenía un retablo desaparecido, obra del ingeniero real Luis Lorenzana y ejecutada por los escultores Gambino y Herreros en 1770 y 1771.

En el presbiterio estaba la sillería contratada en 1696, similar a la del coro de 1693.

En el 1974 se ubicó la sillería del Coro de la Catedral de Santiago, provocando obras de adaptación en la capilla Mayor.

3. CAPILLA DE SAN XOAN BATISTA O DE LA MAGDALENA

Capilla medieval que conserva su forma casi cuadrada y que fue restaurada en 1613 como indica en el arco de acceso a capilla por la familia de los Ordóñez, y más tarde por los Condes de Campomanes. La portada de acceso desde el transepto tiene factura clasicista de pilastras pseudodóricas, con tondos en su festón vertical y frontón recto. El espacio está cubierto por una bóveda de la cañón apuntada sujeta por cuatro arcos fajones, el segundo de ellos con motivos islámicos, prueba de la existencias de los 'mauris' durante las obras.

El arco de la entrada, se apoya en un par de columnas de fuste corte elevados sobre altos plintos, con decoración geométrica.

Se cree que esta capilla tenía función funeraria, ya que esa era a ubicación típica en las capillas de los templos cistercienses.

Existían cuatro sepulcros en ella, actualmente existen dos sepulcros, uno atribuido a un caballero y otro la una dama de la misma familia.

Se cree que en el centro de la capilla existen enterramientos de la familia de Gómez de Seixas, en uno doña Catalina de Santiso y en otro Vázquez de Seixas enterrados sin lápida ni epitafio.

La capilla sufrió numerosas modificaciones, presenta ventanas tapiadas así como una puerta de acceso desde el exterior. En el exterior presenta unos contrafuertes que no se corresponde con los arcos interiores a excepción de uno en el lado este, próximo al hastial del crucero.

Los sepulcros podrían corresponder al caballero Arias Vaamonde y a una dama de la misma familia ya que tiene el mismo escudo.

4. LA SACRISTÍA

El ingreso de la Sacristía, se produce a través de una portada seguido de un pasadizo en esviaje decorado con motivos vegetales con profundo abocinado que presenta un gran grosor de muro, consecuencia de la existencia de unas antiguas capillas medievales en esa zona. La sacristía de Sobrado atribuida a Juan de Herrera, único ejemplo renacentista en Sobrado, estaría construida entre 1569 y 1572.

El espacio está cubierto por una cúpula de media naranja con óculo central que pasa a planta cuadrada a través de trompas aveneradas, y en las cuatro esquinas cuatro doctores benedictinos. En las paredes se acogen las cajoneras dispuestas en arcos de triunfo, y como la cúpula están decoradas con motivos vegetales y casetonados.

5. LA CAPILLA DEL ROSARIO

La capilla del Rosario fue creada entre los años 1670 y 1673, y se atribuye a Domingo de Andrade, aun es probable que Pedro de Monteagudo participara en su construcción, que en el 1676 concluía la fachada de la nueva Iglesia del Monasterio.

Se accede a ella por una puerta enmarcada por dos pares de columnas con un frontón con escudo labrado muy barroco.

Además de en la portada tiene en el interior también ornamentación barroca y ocupó el espacio de dos capillas absidiales de la antigua iglesia románica.

Es de planta cuadrada con una cúpula que apoya sobre trompas espías que pudieron estar cubiertas con madera policromada.

6. SALA DE LAS RELIQUIAS

Esta singular capilla, forma parte del cuerpo del Claustro Grande, y se accede a ella a través de la Sacristía.

Es de forma rectangular y presenta escasa decoración a excepción de unos murales recientes. Presenta el mismo pavimento que las dependencias del claustro grande, diferente del pavimento granítico del resto de la Iglesia.

En su lado Sur presenta un acceso al claustro grande a través de una escalera, ya que están la diferente cota.

7.CORO ALTO DE LA IGLESIA

En la entrada de la Iglesia por la puerta principal, los dos primeros tramos estaban tapados por el coro alto, de los que quedan un par de bóvedas. Esta pieza proyecto de Pons-Sorolla y Rafael Manzano, de 1956 finalmente fue ejecutado en el 1972 por el arquitecto Fernández-Gago, acabando el proyecto inacabado por los anteriores.

El acceso al coro se realiza a través de la primera planta del claustro de los Medallones, en el recorrido procesional de la panda norte. Según se atraviesa la puerta de acceso desde la planta primera de la panda norte del claustro de los Medallones, planta que de la acceso los cuerpos de las torres, se puede observar lo que creemos que es pavimento original de la iglesia císter, que junto con el pavimento del altar, y algunas piezas esparcidas por la iglesia y en la capilla del Rosario, podrían ser los pocos vestigios que quedan en la iglesia.

2018 © MONASTERIO DE SANTA MARÍA DE SOBRADO | TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS